Blog de Regina Salcedo Irurzun

miércoles, 6 de agosto de 2014

PLANES SOBRE FUTURAS PUBLICACIONES




Tener un hijo en Pickering


Tener un hijo en Pickering

que quizá coma helados,

acabe sus estudios

o fracase.

Que lleve su existencia sobre la lejanía insulsa

de sus hombros,

en completo mutismo.



Ese blanco silencio me inflamará de orgullo.



Tal vez me lleguen fotos de destellos puntuales:

su graduación, su boda,

su lucio de diez kilos…



Igualmente me sentiré orgullosa.



Los escuetos saludos que los vecinos crucen

con él en el rellano

será más de lo que conversemos nunca.

Su médico conocerá su recto

mejor de lo que yo jamás sus manos.



Y esta sana ignorancia será mi mayor triunfo.





No hay comentarios:

Publicar un comentario