Blog de Regina Salcedo Irurzun

domingo, 2 de junio de 2013

SUPERSTICIÓN




¿Por qué motivo temo la justicia inflexible, absurda del destino sólo sobre mis taras?
¿Por qué soy yo quien envuelve mi cuerpo en un sudario y  después me conduce hasta esta piedra oscura a aceptar mi escarmiento mansamente?
Mastico latigazos, los mezclo hasta formar con mi saliva una masa que nutre
mi animismo de gruta, mis sagrados fetiches contra la maldición de dioses rencorosos que ofendo en cada tumbo de este avanzar errático.


No hay comentarios:

Publicar un comentario